lunes, 26 de marzo de 2012

¡Pentaro engatusado!

Hace cosa de un mes ya que logré convencer a Pentaro, uno de los tertulianos del foro de la armada con el que quedo de tanto en tanto, a que probara el AoA. Jugamos en DComic una partida un poco rara: no había objetivos fuera de la aniquilación del contrario (gravísimo error, como explicaré luego), los ejércitos no se si valian los mismos puntos y el tablero era de un tamaño indeterminado, aunque esto último es lo de menos en un juego en que se puede medir, claro.

Los lagartijos de Pentaro. Si los pintase como el heroe (único saurio que pintó él) serían de Golden Demon...

Pentaro empezó poniendo sobre la mesa la amalgama de hombres saurio de segunda mano que tiene por casa. La verdad es que el despliegue fue un poco raro: puso un montón de escaramuceadores en el centro (la más adelantada con un heroe) y los guerreros saurios en los laterales (una unidad llevaba un general).

Yo por mi parte puse una unidad de "samurais reales" (que poquito me gusta el nombre, brrr) en el centro con un general, flanqueada por dos unidades de arqueros ashigaru. A parte de eso tenía un heroe montado a caballo, que no duró demasiado...

La verdad es que Pentaro, que no está acostumbrado a los juegos de batallas grandes (lo suyo son más las escaramuzas) lo hizo muy bien: avanzó para rodear por los flancos y por el centro llegó a distancia de tiro. Cuando vió que los samurai iban a arrollarle les cargó antes (una táctica realmente buena que le evitó perder el centro de un tortazo). La única pega que le ví a su estrategia fue que lanzara a todas sus unidades en el centro al cuerpo a cuerpo, siendo casi todas de tiro: si hubiera cargado solo con una y se hubiera dedicado a disparar al cuerpo a cuerpo hubiera podido hacer una verdadera masacre. En fin, otro que no serviría para malo de Braveheart...

Heroe samurai haciendo el ridículo frente al heroe saurio de Pentaro, que lo mató sin despeinarse. Luego el general samurai le devolvería la jugada.


El verdadero heroe de la jornada: un pringao que sacó 2 unos en la tirada de moral (tenía un modificador de -10 o así), retrasando un turno a los samurai y evitando que se comieran con patatas a los guerreros saurios del flanco)


Al final el tiempo se nos hechó encima pero la cosa no estaba nada clara: los ashigaru estaban muertos o habían huido, los dos heroes habían caido y quedarían en pie solo 1/3 de los guerreros de cada bando, así que lo dejamos en empate. Por eso decía que jugar sin objetivos es un error, porque como el juego suele estar muy equilibrado (lo que quiere decir que es un buen juego después de todo...) puedes encontrarte con que al final un bando gana y le quedan 3 minis sobre la mesa. De hecho es algo que he visto demasiadas veces... debería haberme dado cuenta antes.

Las fotos fueron tomadas con un movil. Yo me las esperaba mucho peores. Y ahora, a ver a quien más convenzo para probar este juego.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada